Técnicas de huida cuando se ha quedado dormido

En estos más de dos años creo que hemos probado todas las posturas posibles para dormir a nuestro hijo. Sea con nosotros en nuestra cama, durmiéndolo en brazos, con cuentos, canciones, dejando que nos pellizce, arañe o tire del pelo, hemos experimentado un sinfín de métodos que seguimos explorando cada noche. Siento envidia de esas familias con niños que se van sólo a sus camitas y se duermen, o esos bebés que los dejas en la cuna y te olvidas. Mi hijo nunca ha sido así, así que hemos tenido que ser muy creativos, una vez más. Y si en alguna ocasión se ha dormido prácticamente solo, nos hemos alegrado como quien recibe un regalo inesperado.

Unas veces lo conseguimos antes que otras, pero está claro que una vez dormido, no está todo terminado. Queda el delicado momento de salir de la habitación y cerrar la puerta para respirar con alivio, ¡por fin! Unos instantes en los que te juegas todo: un paso en falso, y se despertará, te volverá a reclamar y la historia empezará de nuevo.

Así que cada noche, después de dejarlo dormido, salgo de la habitación como si pisara un campo de minas. Hay noches en que podría salir tirando todos los muebles a mi paso, y él ni se enteraría. Pero otros días me he visto obligada a echarle imaginación al tema, inspirándome hasta en películas de guerra, para evitar hacer el menor ruido que le despierte. Y esto nos ha pasado sobre todo cuando era más pequeño, e incluso cuando se ha dormido en nuestra cama. Éstos son todos los trucos que he probado y que quiero compartir para otros padres en apuros.

madre saliendo de la habitación a oscuras

→ La del gato sigiloso: es una de las mejores estrategias. Si el niño está en su camita y se ha dormido contigo al lado, te levantas despacio, calculando el lugar en el que poner la mano o la rodilla sin que se note en el colchón, como en un juego de contrapesos o como si jugaras al Twistter. En cuanto sales de la cama (o de la cuna, en su defecto), sólo queda salir de la habitación en silencio sepulcral. Mejor sin zapatillas de casa y en calcetines. Y mucho mejor sin que te crujan las articulaciones, como me pasa a mí con mi cadera y rodilla chasquidora, que siempre siempre se hacen notar un metro antes de que alcance la puerta. Y si no es mi propio cuerpo el que atenta contra mí, es el crujir del suelo.

 A lo teniente O’Neill. No es ninguna fantasmada ni leyenda urbana: yo he llegado a escaparme de la habitación de mi hijo reptando por el suelo como en un campo de entrenamiento militar. A veces me ha funcionado, y otras veces me ha cazado en plena faena, pero todo sea por salir de la habitación cinco minutos antes. Cuando tu hijo se asoma por encima de la cuna y te pilla en esa postura tienes tres opciones: disimular tirándote al suelo; tratar de recomponerte diciéndole que se duerma ya o optar por el ataque de risa nervioso y vuelta a empezar. Ya puestos, lanzo un plan B: prueba a escaparte aunque te haya visto, seguro que hay alguien a quien le cuela y le funciona, ¿no?

 Modo ‘asegurando’. Este es para los que no quieren riesgo en sus noches. Como no te fías si está profundamente dormido (la prueba irrefutable es tomarle de un brazo o pierna y dejarla caer) te quedas sobado al lado disimulando. Pero terminas cayendo dormido, y para cuando abres el ojo, descubres que ha pasado una hora desde que te metiste a la cama. Son las 11 de la noche, no has cenado y te despiertas medio destemplado. El niño, por supuesto, duerme como un angelito, se le ha salido el chupete de la boca del gusto e incluso le cae la babita. Y a ti también.

 Modo mentira por si cuela. “Espérame aquí, cariño, que voy al baño y ahora vengo. Tú cierra mientras tanto los ojitos” A mí una vez me funcionó. Una. Pero tenía que incluirlo, porque seguro que a otros padres les va mucho mejor que a mí. Es mejor mentirijilla del mundo.

Por cierto que estos métodos son para cuando el niño está dormido en su cunita o cama, porque quienes han dormido a su bebé en brazos lo tienen más difícil. Nosotros nos planteamos la opción de cortarnos un brazo y dejarlo en la cuna para que no se notara, pero terminamos consiguiéndolo con un cuento, como expliqué aquí. De verdad que probamos usando un muñeco dou-dou, una forma más ortodoxa, pero no nos funcionó.

Dos últimos consejos a tener en cuenta: que la luz del pasillo nunca esté encendida para que no le moleste la luz al abrir la puerta, y mejor usar un proyector de luz sobre el techo con música, para esconder los crujidos de nuestros huesos (o la madera)

¿Habéis empleado alguna de estas técnicas? 

 

64 pensamientos en “Técnicas de huida cuando se ha quedado dormido

  1. Goizeder Lamariano

    Durante mucho tiempo solo se dormia con teta y hicimos muchísimo colecho. Luego empezó a dormirse en brazos, en la silleta, en el coche… le cuesta mucho relajarse y jamás se ha dormido solo y sin ayuda pero una vez que se duerme lo puedes mover de brazos o de silleta o coche a la cuna sin problemas. Además desde que anda duerme muchísimo mejor. Me he reído un montón con esta entrada por suerte no hemos tenido que vernos así cuando se duerme entra en coma jeje. Muchos besos.

    Responder
    1. yademasmama Autor

      Ay suertuda tú, jaja. Yo también noté que desde que empezó a andar dormía mucho mejor. Y cuando hace tanto calorazo caen rendidos. A ver si te dura 😉 ¡Besos!

      Responder
  2. Diana

    La del gato sigiloso es mi favorita…. jajaja…

    Me las apunto para cuando nuestra señorita decida que quiere dormir en su camita 🙂

    Responder
    1. yademasmama Autor

      La del gato sigiloso es la que mejor funciona, jaja. Pero al final, si no tienes suerte, probarás todas 😉 ¡Espero que lo tengáis fácil y Maramoto caiga rendida en un segundo! Cruzaremos los dedos.

      Responder
  3. Pasuco a Pasuco

    Por suerte tengo dos marmotas que una vez cogen el sueño no los despierta ni una bomba, así que aunque me marcho con cuidado de su lado tampoco hay mucho problema. Eso si, lo de quedarme dormida mientras espero a q se duerma el mayor…ayer mismo me tumbé un poco con él para que se durmiera y me desperté en su cama a las 6:25 de la mañana!!

    Responder
    1. yademasmama Autor

      Jaja, pues sí que es una suerte. Tú ni gato sigiloso ni nada, puedes salir con la orquesta y tan tranquila. Yo me he quedado dormida mil veces en la cama con él, qué difícil lo hacemos…

      Responder
  4. Un Papá en Prácticas

    jajajajajaja Fan del modo Teniente O’Neill. Pagaría por verte reptando para escapar de la habitación 😀 Mara tampoco se duerme sola. Nunca. Ella es más de mamá y teta. Eso sí, luego para dejarla, lo que tú dices. Hay que amputarle el brazo a la mamá jefa para que se lo lleve con ella a la cama 😛

    Responder
    1. yademasmama Autor

      Lo de amputarte el brazo hay que planteárselo, jaja. Pues he reptado, sí, y ne ha pillado, jaja. Hasta se me quedó la sensación de miedo. ¡Uf!

      Responder
  5. marifififi

    Me da pavor el método “asegurando”, porque no me despierto a la hora, me despierto a la mañana siguiente, destemplada y con la espalda echa un ocho. Así que ahora he pasado al método “mentiras por si cuela”, que no siempre cuelan, jajajaja. Me ha gustado mucho el post! Besicos

    Responder
  6. ana de cestaland

    JAJAJAJA! Yo las he usado todas…
    Pero con dos niños en la habitación… es muy muy muy difícil que no te pille ninguno.
    Ahora ya estoy en fase: Os doy un abrazo y beso y me voy. Volveré en un rato.
    La mayoría de los días acabo volviendo una media de 5 veces… pero vamos mejorando poco a poco.
    Como siempre, enhorabuena por el post! Un abrazo, Ana

    Responder
    1. yademasmama Autor

      ¡Muchas gracias, Ana! Con dos no me quiero ni imaginar, jaja. Pero tu táctica es buenísima, esperemos que dentro de poco las entradas se reduzcan de 5 a 3, 2 o 1. Tengo que probarla, a ver si cuela.

      Responder
  7. blancablc

    ¡Yo soy Teniente O´neill 100% jejejejeje!. Bueno, nosotros también usamos un truco que es bastante eficaz y ha hecho que Pichiflush duerma del tirón. Como su cuna es una Maxicuna convertible tiene cama-nido debajo, así que sacamos la cama nido y ponemos dos cojines a lo largo de la cama, para que crea que hay alguien ahí con él. Es tan eficaz que muchas veces se despierta, asoma la cabeza le habla a los cojines y sigue durmiendo. Eso sí, cuando se depierta con pesadillas y nervioso ni cama nido, ni cojines, ni teniente O´neill ni ahora vengo, ni nada le vale, esas noches si que tenemos que dormir con él, lo bueno es que son poquitas.

    Un saludo!

    Responder
    1. yademasmama Autor

      ¡Saludos, teniente! Jaja. Tu estrategia es buenísima y muy creativa, eso no se puede negar. Y funciona, olé. Me ha encantado. Besos, guapa.

      Responder
  8. beamamainformatica

    jaja! Si que has probado ténicas. El mio es esperar que se duerma, que son unos 15 minutos, luego puedes traer a la orquesta mondragón, bailarle una jota o ponerle un foco en la cara que no se va a despertar.

    Responder
    1. yademasmama Autor

      Ay qué gusto que sólo sean 15 minutos. En nuestras malas noches ha tardado hasta una hora y yo ahí soportando que me metiera el dedo en el ojo, me tirara del pelo… Ufff

      Responder
  9. nosoyunadramamama

    Jajaja, lo de reptar x el suelo lo he hecho!!! Y vamos, eso de ahora vengo q tengo q hacer no sé qué lo sigo aplicando con Rafa xq hay dias q tarda un huevo en dormirse, jajaja… pero bueno, luego duermen todos del tirón asi q me callo!!!!

    Responder
  10. mamaruja24horas

    En cuanto he visto el título sabía que tenía que leerlo. Muchas técnicas probadas, la más utilizada la de salir a cuatro patas lo más sigilosa posible, pero como a ti, me suenan las articulaciones, qué fastidio! Me encanta la de teniente Oneal. Suerte en tus escapadas, jijiji 😉

    Responder
    1. yademasmama Autor

      Ay estas articulaciones traicioneras. Y me temo que no tiene cura y que nos irá a peor. ¡Muchas gracias y besos!

      Responder
    1. yademasmama Autor

      Yo últimamente tiro demasiado del de asegurando, ay… La mitad de las noches me duermo. Espero que el de la mentirijilla me sirva en el futuro 😉

      Responder
  11. Una mamá muy feliz

    Jajjajajajaja me has descrito a mi cada noche!!! lo de las articulaciones es una jodienda de las buenas, eh!!?? es lo que hace plantearme cada noche el porque he sido madre tan vieja argggggggggg…Ahora lo último es que se queda dormido en el sofá sobre mí, así que estaba valorando lo de cortarme el brazo pero si dices que hay opciones mejores…

    PD: tengo un post a medias sobre un tema parecido, te lo juro te lo juro, para que no pienses que te he copiao la temática jejejeje

    Responder
    1. yademasmama Autor

      Ay qué bueno, estamos igual. Pues esto de las articulaciones crujientes no tiene mucho arreglo, a ver qué hacemos. No te preocupes por lo del post 😉 me encantará leerlo. ¡Besos!

      Responder
    1. yademasmama Autor

      Ahora ya ninguna, me guío por la respiración, jaja. Pero de más bebé muchas, y a veces la liaba más 😉

      Responder
  12. Mamá Pata

    jejeje!

    Tal cual! Y que rabia da cuando por querer escapar antes se despierta y tienes que volver a empezar! Yo hasta que no la oigo respirar dormida como un tronco no me muevo! Y ademas ahora se duerme cogiéndome la mano, y no veas como aprieta para que no me escape 😉

    Responder
    1. yademasmama Autor

      Sí, me suena lo de la mano, jaja. Hay que esperar un tiempo prudencial que a veces se hace larguísimo. Lo de volver a empezar es terrible, como tengas prisa o no hayas cenado sienta de mal…

      Responder
  13. UnaMadredelSigloXXI

    Jajaja Las he usado todas… incluida la de la teniente O’Neill! Lo del crujido de huesos y de la madera es horrible jajaja
    Con el mayor tuve que idear mil técnicas, porque dormía fatal.
    Y con el pequeño he contado tantas veces que es un bendito, que duerme 12 horas del tirón, que si le pongo en la cuna y se duerme solo, que Dios me ha castigado por presumir y lleva dos semanas que ni se queda en la cuna, ni duerme del tirón, ni nada de nada, así que he tenido que repescar los métodos antiguos. Snif, snif.

    Responder
    1. Madre primeriza

      Me he pasado una vida con el método número dos, aunque al menos la fiera se dormía tan tarde que ya estaba cenada jajaja! Que sino… Puf!!!! Ahora tenemos otros método infalible que no queremos reconocer en público… Algún día te cuento 😉
      Besos!

      Responder
      1. yademasmama Autor

        Ay, qué secretismo, ¿qué será? Jaja. No será que no quieres contarlo para patentarlo, ¿no? Lo de cenar tú antes es todo un acierto. ¡Besos!

        Responder
    2. yademasmama Autor

      Ay, no se puede decir nada en esta vida, jajaj. Bueno, que te quiten lo bailado. Espero que sea una racha y te vuelva a dormir bien, ¿no?

      Responder
  14. Lydia - Padres en Pañales

    Jajajajajja excepto el de la mentira…soy profesional de resto. Y nunca le has puesto algo cuando te vas para que parezca que sigues ahí?? A mi el ruido de mis articulaciones me descubre y el ruido del somier a veces también. Vi un vídeo de una madre que se grababa en estas situaciones. Vaya shows para a duerman!!!

    Responder
    1. yademasmama Autor

      No he probado lo de poner cojines o muñecos que hagan de mí, pero es una gran idea. Aunque no sé si a estas alturas ya cuela. Me lo apunto por si acaso 😉 Al final somos un montón de madres las que tenemos articulaciones ruidosas. Necesitamos un remedio, ¡por favor!

      Responder
  15. planeandoserpadres LTR

    Mi bichilla sigue con teta o paseítos en brazos de su papá. El método silencioso me funcionaba hasta que desde hace unos días me cruje un tobillo y me echo a temblar cada vez que salgo de la habitación. Reptando no he salido nunca, y lo de dejarla un ratito con la excusa de que vuelvo en un rato ¡aún no me vale! Es pequeña, no me entiende y en cuanto desaparecemos de su vista la lía a lo grande.

    Responder
    1. yademasmama Autor

      Sí, lo de la excusa es mejor para cuando sea más mayor. Pero que conste que en el pecho se durmió hasta los 15 y meses, y después hasta un poco antes de los dos años, en brazos. Así que ¡uf! El padre de la criatura tenía sus curiosos métodos y a veces le funcionaban. Al final cada uno hacemos lo que podemos. Ánimo.

      Responder
  16. La cesta de mi bici

    Ay Idoia, me he reído imaginándote en más de una situación! Mucho ánimo, supongo que ya habréis probado de todo y habréis leído mil libros… así que paciencia y poco a poco. Suerte con los escapismos. Un beso.

    Responder
    1. yademasmama Autor

      jaja, ya ves que no nos aburrimos nada de nada por las noches. No te creas, después hace la noche del tirón o se despierta una vez y se viene a nuestra cama, de eso no me quejo, pero los prolegómenos podrían ser un poco más rápidos. Puestos a pedir… ¡Besos!

      Responder
  17. Marta Chincha Rabincha

    Jajajaja!!! Qué recuerdos!!! Ya te digo, yo también he utilizado algunas de esas técnicas cuando Laura era bebé…todo por conseguir que no se despertara, con lo que me costaba que se durmiera a veces.

    Responder
    1. yademasmama Autor

      Qué creativas somos las madres para rascar unos minutos más de tiempo libre, jaja. ¡Mil gracias por el comentario! 🙂

      Responder
  18. Maria

    Alguna?? Todas!!! Yo añadiría para los que dan pecho…la técnica”tetas fuera”. Esa no fallaba nunca!! Eso si, solo la puede llevar a cabo una persona!!

    Responder
    1. yademasmama Autor

      Jaja. La del pecho nunca falla, ¿verdad? Y el padre que haga uso de sus recursos e imaginación 😉

      Responder
  19. Marta

    Ay dios mio, q gran verdad! La mayor tiene 4años y el modo asegurando gana por goleada. La pequeña ahora mismo sigue en brazos y yo sin cenar…yo creo q conozco aun mas métodos y todos se me dan fatal! Jeje

    Responder
    1. yademasmama Autor

      Ay nooo, no me digas que con 4 años se sigue con el método asegurando, que dormirme a esas horas para despertarme a cenar sienta fatal 😉 Ánimo con tus chicas.

      Responder
  20. saraciria

    …pues a mí la del gato silencioso, aunque los tobillos también me suelen delatar justo antes de abrir la puerta (que cruje). Mi mochuelo todavía no tiene dos años; espero que dentro de poco se empiece a dormir leyéndole un cuento como se ve en las películas (¿o será esta otra de las mentiras de las películas?) En fin, que además de reírme con la entrada, consuela saber que la odisea con el sueño de los peques es mal de muchos. ¡Si alguien descubre un método infalilble que lo cuente!

    Responder
    1. yademasmama Autor

      Te adelanto desde ya que es otra mentira, jaja, a no ser que sea una historia interminable y tu hijo no pueda mantenerse de pie del sueño… Siempre nos queda el consuelo de que es mal de muchos 😉 ¡gracias por el comentario!

      Responder
  21. montxa

    Jajaja el modo asegurando me ha matado jajaja. .. yo me he quedado dormida más de una vez! A mi me funciona el sigiloso…. aunque la maldita madera del suelo cruje siempre en el peor momento!

    Responder
    1. yademasmama Autor

      Creo que los constructores lo hacen a posta, jaja, no sé con qué fin, pero vete a saber. Yo soy de gato sigiloso y asegurando, pero este último es el peor… ¡Gracias por el comentario!

      Responder
  22. Pingback: 9 Cuando los padres vacunan | Cuando los niños duermen

  23. Pingback: La 'hache' del infierno - Y, además, mamá

  24. Pingback: Las doce uvas del blog - Y, además, mamá

Déjame un comentario con tu experiencia, ¡gracias!