Veo todo en blanco y rojo

Dicen que los Sanfermines con niños son otra cosa. Sí, lo son. Muy distinta, y puede que incluso mejor. Hace un año, cuando escribí aquel post de San Fermín con un bebé hubo quien me dijo que con los hijos ya no podía disfrutar igual. Es cierto que al menos hay que guardar una salida nocturna, pero vivir estas fiestas con hijos es un placer, porque tienen mucha miga, tanta que casi es imposible degustarla toda: sólo la que aguante el cuerpo. Los Sanfermines diurnos, y ya son varios años que los vivo así, son más especiales y mágicos que los nocturnos.

fachada del ayuntamiento de pamplona

Además de grandes momentos marcados en el programa de fiestas, como los gigantes y cabezudos, la procesión o los encierros, la fiesta está en la calle. Te la encuentras aunque no la busques: te tropiezas con ella en cada esquina y a cualquier momento.

Nos ha dado tiempo a huir de los kilikis y de admirar a unos gigantes agasajados con los chupetes de bebés que ya han dejado de serlo. Hemos tomado un vermú interminable, nos hemos chocado con las peñas y visitado a los toros en los Corrales del Gas, donde se les mira con pena y admiración y donde la envergadura de sus cuernos siempre sorprende.

corrales del gas de pamplona

pañuelico

niños llamando por teléfono en una cabina

Hemos paseado por las barracas (la feria) y nos hemos pateado, por supuesto, el lugar más centrado en los niños: Conde Rodezno y el Paseo de Carlos III, con sus músicos, bailarines, batucadas, artistas y teatro de calle.

Nos queda todavía ver los fuegos artificiales y disfrutar de uno de los momentos más mágicos y menos conocidos de las fiestas: el encierrillo. Ese momento para familias en el que se dirige a los toros desde los Corrales del Gas, donde descansan sin sobresaltos, hasta el corral desde el que empezarán a correr a las 8,00 de la mañana, puntuales, el encierro.

equilibrista en San Fermín

marioneta en la calle

bebé de San Fermín

¿Alguien dice aún que no se pueden vivir estas fiestas con hijos?

14 pensamientos en “Veo todo en blanco y rojo

  1. La cesta de mi bici

    Precioso Idoia!! Y unas fotografías muy bonitas. Yo, todavía sin hijos, empiezo a disfrutar cada vez más de las fiestas de día, así que te entiendo perfectamente. Que sigáis disfrutando de muchos momentos mágicos que seguro que os deparan las fiestas familia. Un beso guapa.

    Responder
    1. yademasmama Autor

      Sí, supongo que también es cosa de la edad pero las fiestas diurnas están ganando muchos puntos, jaja. Espero verte el año que viene por aquí. Un beso enorme

      Responder
  2. Beatriz

    Que guapas las fotos! Nosotros vamos mañana a la noche hasta el domingo! Es el tercer año que vamos con el peque y sí que lo disfrutamos mucho. Es diferente, pero está genial. Este año ademas embarazada, supongo que disfrutaremos menos por mi culpa y no por el peque

    Responder
    1. yademasmama Autor

      Qué bien Beatriz. La pena es que venís cuando todo se masifica, en fin de semana, pero bueno, en la zona infantil no se nota tanto 😉 No sé si te había dado la enhorabuena. Besos y que lo disfrutéis. ¡Muchas gracias!

      Responder
  3. mamá puede

    Creo que el año pasado te dije algo parecido, las fiestas ahora no son peores, son distintas.
    Vale que no te puedes quedar hasta las tantas de copas pero no es más divertido levantarte e ir con El Niño a enseñarle cosas, que se sorprenda de todo, que se vuelva loco y no sepa dónde mirar que pasar la mañana en la cama con el resacón de la noche anterior?

    Pues eso, a disfrutarlas!!

    Responder
    1. yademasmama Autor

      Completamente de acuerdo, jaja. Sólo ver su cara de alucinado con tanto merece la pena. Y el cuerpo sufre menos, que conste, jaja. La verdad es que cuando el niño las disfruta, las disfrutamos todos.

      Responder
  4. Myriam

    Qué fotos mas chulis Idoia!
    Sí que exprimíis la fiesta al máximo, jeje.
    Nosotros este año el primero. Yo hacía como 6 años que no pisaba Sanfermín (y es que me gustan poco o menos estas fiestas…), pero este año no ha habido remedio! (Otros años me quedaba en casa tan agusto, es que ni irme de la ciudad hacía..) Jeje. La txikita encantada! Gozaba con todo, y lo que más los músicos callejeros (eso sí que lo ha heredado de mí, jeje). Y aunque me siguen sin gustar mucho los sanfermines, he de reconocer que este año he disfrutado. No en las fiestas, si no viendo a mi hija disfrutar.
    Pd, otra vez vuelvo a estar online, jeje. Es que me da pereza terrible cada vez mas meterme a internet. Y mas desde el movil.
    Me alegro hayais pasado bien mes de julio.
    Besikos!

    Responder
    1. yademasmama Autor

      Myriam, qué gusto verte por aquí. Fíjate cómo te ha cambiado incluso la vida sanferminera, jaja. Me alegro de que le hayas visto la magia otra vez con la nena. Los sanfermines con niños tienen mucho mucho encanto. Besos ¡y que paséis buen verano!

      Responder

Déjame un comentario con tu experiencia, ¡gracias!